Archive for the ‘Artículos’ Category

My space: una nueva herramienta virtual de comunicación

abril 4, 2008

(artículo aparecido en la revista www.revistateina.com, n.12, jun-jul-ag-2006)

Unos pocos meses han bastado para que Myspace haya pasado de ser una de las múltiples opciones existentes en Internet para intercambiar información, a que ésta esté en boca de todo el mundo y sea utilizada por casi 70 millones de usuarios. La comunidad musical ha sido la que más ha contribuido a este lanzamiento al estrellato. Uno de los viejos tiburones y magnates de los medios de comunicación (Rupert Murdoch) se olió el negocio y en el verano del 2006 la adquirió y pasó a formar parte de la cartera de una de las más potentes multinacionales del ramo de las telecomunicaciones.
Ahora nos preguntamos sobre el porqué de este éxito.

 

CUBRIR NECESIDADES DE LA COMUNIDAD MUSICAL
Myspace se ha convertido en un punto de escucha. Pequeñas comunidades de músicos hasta la fecha apartados de los canales de distribución de la información tienen ahora la posibilidad de ser escuchados. Myspace permite colgar la música de los grupos de forma gratuita, esta es la diferencia fundamental que distingue Myspace de un blog; la otra, segunda en importancia y que también la distingue frente a la forma de gestionar un blog, una red de enlaces internos (dentro de Myspace) que constituyen una comunidad de amigos virtuales con los cuales se comparten gustos y preferencias. Esto permite no sólo exponer la música a una comunidad determinada de músicos y amantes de la música sino que también permite que el músico decida sobre lo que quiere escuchar. Autonomía y libre albedrío todo en uno.

El símil más sencillo sería el de imaginar una radio personalizada. Una radio nutrida por una base de datos que contuviese, más o menos, a todos los músicos del mundo en todos sus niveles de profesionalización. En ella los músicos, además de poder sintonizar sus propias canciones, tendrían la posibilidad de sintonizar las canciones de aquellos grupos que, independientemente de su celebridad o de su éxito comercial, tuviesen algo que ofrecer, canciones, se sobreentiende. También podrían comunicarse automáticamente con ellos, intercambiar a tiempo real información de todo tipo. Por ejemplo: ¿Qué locales hacen conciertos en tu ciudad? ¿Cúanto te pagan por cada concierto? ¿Cómo has logrado el sonido de esa grabación? ¿Qué guitarra utilizas en tus conciertos y como la sonorizas?¿Quieres que montemos un concierto juntos? ¿Llamamos a unos cuantos grupos y montamos un festival?Etc. Esta es sólo una pequeña muestra de cómo Myspace potencia la comunicación entre los músicos, de cómo multiplica los aspectos de esta comunicación. Pero sólo la aparición de la herramienta virtual necesaria ha permitido la consolidación de una nueva realidad. Sin ella, ésta, hasta hace bien poco, aunque imaginable y deseable, era imposible de materializarse.

UNA HERRAMIENTA PROFESIONAL POTENTE Y POCO COSTOSA
Myspace es una ayuda para el músico en busca de información musical especializada y profesional. Consigue eliminar casi de golpe el ruido informativo que se produce cuando ésta se quiere encontrar en buscadores genéricos (google, yahoo etc.). La existencia de una comunidad virtual dividida a su vez en pequeñas comunidades especializadas facilita el acceso a la calidad de la información. Ésto, simultáneamente, reduce el tiempo que se dedica a su búsqueda.
El secreto de la eficiencia del invento está en la base misma de la herramienta. Tres características son determinantes: la posibilidad de escuchar nada más entrar en la página las canciones del grupo al que se ha seleccionado (el grupo y la música que éste ha colgado en su Myspace siempre son la puerta de acceso a la información deseada); el poder leer en la página sus preferencias, gustos e influencias; y por último, y casi más importante, el tener acceso a su comunidad de amigos virtuales, es decir, a sus gustos mediante ejemplos prácticos a los que, a su vez, es posible acceder para conocer sus correspondientes canciones y gustos, y así hasta el infinito.

Al haber entrado dentro de una comunidad especializada, no sólo se encuentran músicos. Entre los amigos virtuales de un grupo se pueden encontrar cada uno de los agentes que componen el entramado musical: managers, discográficas, locales de conciertos, periodistas, programas de radio etcétera (ellos también tienen su Myspace y pueden colgar o sintonizar la música de sus grupos preferidos). Y no sólo de un país, de todos los países. La comunicación directa que se puede establecer con ellos y las facilidades que se desprenden para ofrecer en escucha la música, suponen una disminución sustancial del presupuesto que normalmente se gasta en promoción. Se puede saber de antemano a quien y a quien no le va a interesar la música que se ofrece. Tener un listado de medios y de recursos musicales pasa de ser una labor titánica, y en muchas ocasiones infructuosa, a ser un labor mucho más sencilla y eficiente. Por supuesto la lengua para sobrepasar las barreras nacionales es el inglés.

 

 

EL LADO OSCURO
Parece ser que al aceptar las condiciones de uso de Myspace se ceden parte de los derechos de difusión de las canciones que se cuelgan. Pero, en un mundo con objetivos esencialmente mercantilistas, esto es algo que no debería sorprender a nadie. Nadie hace nada por la cara hoy en día y, de un tiempo a esta parte, la finalidad social parece haber pasado a mejor vida. Para saber más sobre el tema pulsa aquí.

También se dice que Myspace es una herramienta de control. Que al magnate que compró la empresa creadora del invento en alguna ocasión se le ha acusado de utilizar troyanos para espiar e investigar a sus usuarios. Que en ella se practica la censura y que si en tu Myspace lo criticas a él o a su emporio, tu Myspace puede desaparecer de la noche a la mañana sin previo aviso. Para saber más pulsa aquí y aquí

El interés central perseguido en este artículo ha sido el de explicar el funcionamiento de la herramienta virtual y el de exponer sus aspectos positivos. Al margen ha quedado el análisis del nombre comercial y de la política de la marca que tras ella se esconde. Por supuesto esta herramienta podría haber sido igualmente desarrollada con capital público. En cualquier caso pulsando aquí puedes leer un artículo donde se referencian otros espacios donde poder colgar música gratuitamente si Myspace te huele mal.

 

FUNCIONAMIENTO Y PRESENTACIÓN
El formato visual es un híbrido entre la página web y el blog. De momento y en la mayoría de los casos parece ser que se le da más importancia al contenido que a la presentación.La publicidad está muchas veces presente. En un principio el funcionamiento parece un poco enrevesado, tanto para el músico que quiere utilizarlo para colgar sus canciones como para el que simplemente busca a su grupo preferido.Todo se simplifica en cuanto se comprende que dentro de este espacio se pueden escuchar las canciones de la banda que andabas buscando. Que cada amigo virtual lleva a una nueva página y, por lo tanto, a un nuevo mundo de preferencias y gustos. Comprender esto permite hacer un buen uso de la herramienta.

Como crítica puntualizar que en la gestión de los amigos virtuales se echa a faltar la opción de una clasificación por las características de los mismos. Esto hace que cada vez que se busca a alguien concreto por su actividad es difícil dar con él rápidamente. También deja bastante que desear la gestión de los correos electrónicos y el espacio disponible para su almacenamiento.

 

¿UNA PEQUEÑA REVOLUCIÓN SILENCIOSA EN EL HORIZONTE?
A simple vista puede parecer que lo que ofrece Myspace no es nada del otro mundo: el flujo libre de la información entre comunidades especializadas. Pero una vez más lo más sencillo puede acabar siendo lo más revolucionario. Algo tan simple como dar la posibilidad a las bandas de música, conocidas o no, de colgar sus canciones en la red de forma gratuita, ha transformado un espacio de citas amorosas en un punto de encuentro para la comunidad musical internacional.

Por supuesto, que esta nueva herramienta suponga una pequeña revolución silenciosa en la lucha contra el monopolio y el control de la información dependerá como siempre del uso que le den sus usuarios. En cualquier caso, concreta y satisface una necesidad de comunicación y de existencia que no sólo está latente en la comunidad musical -también los mercados de las demás disciplinas artísticas están normalmente saturados y controlados por una minoría-. Y definitivamente, Myspace se suma a las ya existentes herramientas virtuales (blogs, portales, webs, listas de distribución etc.) que apuntan a lo que será la difusión de la información en el futuro, mucho más fragmentada, donde existirán un mayor número de emisores y donde las personas tendrán la posibilidad de elegir quién y cómo quieren que se les informe. Eso sí, tendrá que mantenerse la gratuidad del uso sino es posible que todo quede en nada y volvamos a tender hacia concentración del poder y de la información en pocas manos. Lo más probable.

 

ENLACES: INFORMACIÓN DIRECTA A LA QUE PODEMOS ACCEDER EN MYSPACE

Algunos grupos de la comunidad valenciana:

Algunos grupos del Estado Español:

Algunos grupos de otros países:

Radios:

Discográficas:

Managers:

Colectivos:

Publicaciones virtuales:

DJs:

Periodistas:

Locales de conciertos:

Estudios de grabación:

Festivales:

Otros artistas:

 

Anuncios