Veraneo 2012

Empiezan las vacaciones 2012, y como siempre, encierran grandes expectativas. Lecturas atrasadas, algunos textos de narrativa por revisar, algunas canciones y repertorios de conciertos por concretar, algunos aparatos de música por probar, algunos recorridos en bicicleta por realizar, caminos y paseos por recorrer.

La imagen es la siguiente: estoy tumbado en una tumbona. La tumbona esta sobre el césped del jardín, me protege una sombrilla del sol. Tengo unos cuantos libros que he seleccionado, a mi vera.
A pesar de estar de vacaciones, el tiempo sigue siendo limitado, incluso mas limitado, ya que como he explicado mas arriba, se me acumulan los retos. Que seria yo sin retos. Un vida enladrillada de retos. Bien, estoy leyendo tumbado en la hamaca del jardín, cojo un libro, leo algunas páginas, cojo otro, leo otras tantas, estoy sembrando, estoy decidiendo cuales van a ser las lecturas de este verano. Son libros que ya he hojeado un poco y que por lo tanto no han sido elegidos al completo azar. Por eso no se si es la lectura acumulada, o la concreción de un gusto o criterio lo que me hace ser cada vez menos tolerante con aquello que leo. Comprendo que en esta vida se ha de ser tolerante e incluso condescendiente, pero no puedo evitar pensar: para que.

Supongo que esto tiene ver con mi propia vertiente creadora y mi evolución dentro de esta vertiente. También tiene que ver con la proximidad o lejanía con los creadores. No tiene, para mi, mucho sentido, expresarle a un creador cercano a mi que no me interesa lo que hace, pero ahora bien, si el creador es alguien lejano a mi, si para mi ese creador es tan de ficción como la obra que me estoy leyendo o escuchando, si no tengo con el ningún vinculo afectivo, por que no expresar el sentimiento primigenio de rechazo que me invade cuando, tumbado por segundo o tercer día en la hamaca, vuelvo a intentar leer uno de esos libros que he escogido y que no dejo de pensar: estoy perdiendo el tiempo.

Miro en la solapa y leo todos los grandes atributos literarios que tiene el autor, todos esos méritos reconocidos por el politburo literario del pais, premio Tusquets incluido. No puedo evitar pensar que el libro que tengo entre manos, leerlo, es un suplicio. Es mi culpa, lo se, no es ni tan siquiera culpa del autor o del politburo. Es culpa mía por querer leérmelo todo. Es así, como de igual manera me encuentro con grandes obras, me encuentro con grandes bodrios. Bodrios que no lo son mas que para mi propio imaginario, alli donde para mi se define lo que debe ser la buena y la mala literatura. Porque dentro de la buena literatura también hay mala literatura. Es decir, la que a pesar de estar bien escrita, a mi, no me gusta. O bien porque el estilo que se pretende exhibir no me interesa o bien porque la trama no es de mi interés. Esa buena literatura, para mi, es mala porque me hace perder el tiempo. Este tema esconde una mayor complejidad de la que a simple vista podemos observar, ya que, somos seres en movimiento, y dentro de la buena literatura, cosas que hoy no nos funcionan, Manyana nos pueden funcionar, y viceversa.
Por lo tanto estoy tumbado en mi hamaca, leo mala literatura y me tiro de los pelos y leo la mala literatura de la buena literatura, y me tiro de los pelos.
Como todo en esta vida, cuando lees mucho, pierdes en el camino una cierta ilusión por la propia lectura, en su lugar aparece el odio. Ese odio es el mismo que siente el yonqui cuando empieza a sentir que la heroína ya no le produce el mismo efecto. Perder la virginidad, dejar de tener la sensación de que tenemos un campo infinito ante nosotros es el primer paso para que aparezca el odio. Odiamos a aquel se atreve a escribir sin que llegue a producirnos el placer que buscamos. Yo odio a todos esos autores que me insultan impunemente intentando ser escritores. Autores que no son mas que meros eslabones de una cadena que no va a ninguna parte. Escritores y creadores que no sirven mas que para engrosar un catalogo, un catalogo que lo único que pretende es abrirse un hueco en el mercado.
Si el mercado esta detrás de todo esto.
Seguramente, si no hubiese leído tanta basura sobre el papel, si no hubiese visto tanto amiguísmo sobre el papel, me lo hubiese pensado mas a la hora de potenciar mi escritura en la web, pero, ay amigo, cuanta basura nos hemos tenido que tragar por culpa de que cuatro amiguetes controlaran el cotarro, cuantos ganadores de premios, escritores publicados, discos editados no son mas que deseos subjetivos de un editor con pasta o con contactos?

Trabajar en una biblioteca te da ese privilegio, saber que el 80% de la literatura que se produce, se produce, no por su calidad, si no por la necesidad de alimentar al mercado.
Con esto estaría dicho todo. Pero aun hay mas, tener un criterio literario no es algo que se pueda delegar en alguien ajeno a uno mismo, no existe el gurú que pueda satisfacer nuestra necesidad literaria. Si escarbas dentro de la propuesta de cualquier gurú de la literatura o de la música, ondeo arte en general, te darás cuenta de que finalmente nos defraudara, ya que, inevitablemente, el no es yo.
Por eso a continuación podría poner esos libros que he tenido ganas de tirar a la piscina desde mi aposento en la hamaca, destacarlos por encima de aquellos que no quiero tirar, pero prefiero no destacar nada. Voy a enumerar todos los libros que me he llevado para leer este verano, en esta lista ya hay una preselección, son libros que han llegado a mis manos por diversos caminos: personas que considero interesantes que los han mencionado, autores que considero interesantes que los han mencionado, artículos de revista que respeto que los han mencionado etc. Aun así, para mi, de la misma manera que hay material totalmente prescindible, hay material imprescindible.

A vosotros de valorar, a ver si coincidimos!

20120816-123420.jpg

20120816-123344.jpg

20120816-123507.jpg

20120816-123907.jpg

20120816-124042.jpg

20120816-124104.jpg

20120816-124126.jpg

20120816-124148.jpg

20120816-124222.jpg

20120816-124312.jpg

20120816-124252.jpg

20120816-130805.jpg

20120816-124632.jpg

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: